AVISO IMPORTANTE

¡BIENVENIDOS AL NUEVO PORTAL GUILLERMOBARBA.COM!

Estimados lectores de Inteligencia Financiera Global: Este blog se ha mudado definitivamente al nuevo portal de GuillermoBarba.com . Agr...

lunes, 7 de diciembre de 2015

BANXICO, ¿DOBLE MANDATO? (1/5)

PESOS Y CONTRAPESOS
ARTURO DAMM ARNAL

Lo primero que hay que tener presente al considerar a los bancos centrales, cuyo principal poder es producir dinero (imprimir billetes y acuñar monedas), es que son armas de dos filos que, en manos poco escrupulosas y/o con malas reglas del juego, terminan destruyendo el dinero, y no porque quemen billetes y/o fundan monedas, sino porque minan su poder adquisitivo, porque generan inflación.

El dinero no es riqueza (la riqueza son los bienes y servicios con los que satisfacemos nuestras necesidades), sino el medio de intercambio de la riqueza (aquello que los otros aceptan a cambio de los bienes y servicios que demandamos para satisfacer nuestras necesidades), de tal manera que lo único que justifica su multiplicación es que previamente se haya multiplicado la riqueza, sobre todo si el objetivo del banco central es, tal y como debe ser, preservar el poder adquisitivo del dinero, que no es suyo, sino de los trabajadores, consumidores y ahorradores.

Que el dinero preserve su poder adquisitivo quiere decir que, a lo largo del tiempo, con la misma cantidad de dinero se puede comprar la misma canasta de bienes y servicios (misma cantidad y misma calidad), preservación del poder adquisitivo del dinero que se mide por el comportamiento, no de los precios de los distintos bienes y servicios que integran la canasta, sino por la evolución del Índice de Precios al Consumidor, que se calcula a partir de aquellos precios, pero siendo distinto.

Lo anterior quiere decir que un banco central, que tenga como objetivo preservar el poder adquisitivo del dinero, cumple su tarea, no si los precios no varían, sino si se mantiene constante el Índice de Precios al Consumidor, para lo cual se requiere que el aumento en algunos precios se compense con la baja en algunos otros. El Banco de México, ¿cumple con su tarea? Veamos. La inflación anual de los últimos cinco años para el mes de octubre ha sido: 3.20, 4.60, 3.36, 4.30 y 2.48 por ciento, esta última un mínimo histórico.
Continuará.


Twitter: @ArturoDammArnal

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada